El PP ofrece más ayudas y exenciones fiscales a las personas que han perdido su vivienda

El portavoz de Hacienda del Grupo Popular, Antoni Camps, ha defendido hoy las medidas fiscales, económicas y sociales que han puesto en marcha los Gobiernos del PP para fortalecer la recuperación económica, durante el debate de una proposición de ley, presentada por el PSOE, relativa a la bonificación del impuesto de transmisiones y actos jurídicos documentados.

El Grupo Parlamentario Popular ha votado en contra de la proposición porque ya se están aplicando medidas para garantizar soluciones a las familias y personas que están pasando por una situación de desahucio y se están aplicando medidas fiscales que aligeran, desde un punto de vista económico, su situación.

Antoni Camps ha explicado que el Real Decreto-Ley de medidas urgentes para el crecimiento, aprobado el pasado 4 de julio, establece una exención en el IRPF de los incrementos patrimoniales generados por la dación en pago y ejecuciones hipotecarias judiciales o notariales. “Resultaba un contrasentido que un contribuyente que hubiera perdido su vivienda por impago registrara en términos fiscales una ganancia patrimonial”, ha dicho Camps, quien también ha lamentado que “una cuestión tan obvia no se le ocurriera al diputado Antoni Diéguez, ni al PSOE cuando gobernaba”.

El diputado menorquín ha destacado que esta medida, completó la misma que el propio Gobierno había aprobado en 2012, cuando la exención de las ganancias patrimoniales solo se circunscribía a contribuyentes que se encontraban en el umbral de exclusión. De este modo, con la reforma fiscal de julio, se generaliza la exención a todos los casos de dación en pago y ejecuciones hipotecarias.

”Es el ejemplo de unos hechos, de una legislación, que el PP ha puesto en marcha, precisamente, para disminuir y aligerar los efectos de la crisis sobre las personas más vulnerables y que contrasta con la inactividad de la izquierda que, cuando gobernó, no hizo nada. Es más, mientras el PSOE, en esta legislatura, se ponía las camisetas de la plataforma antidesahucios, los mismos, aplaudían la Ley de “desahucios express” que el Gobierno de Rodríguez Zapatero, con su ministra de Vivienda, Carme Chacón, aprobó en el mes de noviembre de2009”, ha dicho Camps.

Antoni Camps ha criticado que desde el PSOE hagan una cosa cuando gobiernan y la contraria cuando están en la oposición y ha recordado que “durante la pasada legislatura no se presentó ninguna propuesta para favorecer a aquellas personas que perdieron su casa, cosa que sí ha hecho el PP, y si pudiera y hubiera más disponibilidad presupuestaria, haría muchas más”.

Entre otras medidas, y para hacer frente a esas circunstancias de familias que pueden perder su vivienda, el Govern está fomentando las viviendas sociales. El Plan de alquiler del IBAVI ha rebajado sus precios de alquiler social en un 20% y ha puesto a disposición de los ciudadanos más desfavorecidos centenares de viviendas con alquileres muy bajos.

En estos momentos, Baleares cuenta con un modelo tributario más progresivo. Precisamente durante esta legislatura, se ha modificado la progresividad del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales, (que es el impuesto más importante y con mayor recaudación para la comunidad autónoma) para que paguen más quienes más tienen.

El actual modelo fiscal de Balears, fruto del crecimiento y la reactivación económica, ha conseguido un incremento de los ingresos públicos, “un hecho que no ocurría en la pasada legislatura, cuando los ingresos bajaron de forma espectacular, sin que el Govern del Pacte hiciera nada para evitarlo, al contrario, incrementó el gasto y aumentó el déficit, lo contrario a lo que exigía la prudencia y el rigor presupuestario”, ha criticado Camps. Según el Colegio de Economistas, Balears está por debajo de la media española en cuanto a nivel impositivo, “y en la medida de lo posible, seguiremos bajando la presión fiscal”.

X