El Govern ejecuta el tercer muelle en el puerto de Son Blanc al recuperar el proyecto y el diseño del PP

“Para conseguir que Son Blanc sea un puerto de primera, el Govern balear se ve obligado a recuperar el proyecto redactado y aprobado por el Partido Popular, que incluía el tercer muelle, en la ribera sur, frente a Son Oleo”, afirma la secretaria general del Partido Popular de Menorca.

 

Explica que “el proyecto inicial del PP para el dique de Ciutadella incluía la construcción de tres muelles de atraque, así fue adjudicado por el Govern del Partido Popular y así empezaron las obras en mayo del 2007, pero durante el segundo Govern del Pacte, el PSOE -que dirigía la Conselleria de Vivienda y Obras Públicas- suprimió este tercer muelle”.

 

Asunción Pons manifiesta que “la izquierda sólo acierta al enmendar sus propios errores, porque el proyecto del PP era el adecuado. El puerto de Son Blanc fue inaugurado en mayo del 2011 sin este tercer muelle de atraque, que el actual Govern formado hoy por el PSOE y Més per Mallorca presenta como una gran inversión cuando ya formaba parte del proyecto inicial”. “La izquierda, que se equivocó, se ve ahora obligada a corregir su error al ejecutar el puerto tal como lo concibió el Partido Popular; un poco de autocrítica y admitir los errores también forman de la gestión política en lugar de dedicarse a ejercer de oposición de la oposición”, añade.

 

Recuerda que “también fueron eliminadas las dos pasarelas (fingers) para el acceso de los pasajeros, que constaban en el proyecto inicial; y renunciaron a la construcción de la estación marítima definitiva al inaugurar el puerto con una infraestructura provisional. La construcción de las dos pasarelas de acceso, fueron aprobadas por el anterior Govern en noviembre de 2014, con una inversión de un millón de euros, e incluidas en los presupuestos autonómicos de 2015”.

 

 

Menos anuncios y más realidades

Asunción Pons declara que “nos hallamos ante la enésima actuación del actual Govern, cuya gestión está basada únicamente en anuncios, promesas y titulares de prensa, como sucede con la reiteración publicitaria de las inversiones para el puerto de Son Blanc”.

 

“Las mismas obras y actuaciones que esta semana ha vuelto a presentar el conseller Marc Pons y la alcaldesa Joana Gomila ya fueron anunciadas y presentadas el 29 de septiembre de 2016. Afirmaron que se ejecutarían durante el 2017 y el 2018, pero estamos a punto de terminar el año, aún no han empezado y ahora dicen que las obras del tercer muelle darán comienzo en febrero del próximo”, denuncia la secretaria general del PP-Menorca, quien recuerda que en noviembre de 2016 el Govern anunció que ‘garantizaba’ en los presupuestos autonómicos de 2017 recurrir a la recaudación de la ecotasa para construir las canalizaciones de la desaladora y conectarla a la red de suministro, y ponerla en marcha. “Ahora vuelve a anunciarse esta misma actuación para el 2018”, en la política de anuncios y promesas que después incumplen reiteradamente.

 

El PP había reclamado el tercer muelle en Son Blanc

 

Asunción Pons explica explicado que “el Govern se ve obligado a recuperar en el puerto de Son Blanc el espacio de atraque que hubieran posibilitado los duques de atraque, ya licitados por el Govern del PP, a los que renunció al principio de esta legislatura, para atender el incremento del tráfico regular con un volumen de pasajeros que registra un incremento anual”.

 

“El Partido Popular de Menorca ya había advertido y reclamado que era necesario aumentar la línea de amarre para aumentar la operatividad en Son Blanc y posibilitar el amarre de tres buques al mismo tiempo”, expone.

 

Así lo recoge textualmente el informe de Ports de les Illes Balears, de 25 de agosto de 2015, que avala la ampliación del espacio de atraque: “la realidad del puerto, una vez finalizada su construcción y puesta en servicio, ha demostrado que las previsiones de tráfico de línea regular se han multiplicado y lo que en 2009 se apuntaba como una posibilidad, ha quedado obsoleto, ya que la realidad es que los atraques se encuentran ocupados prácticamente todo el día”.

 

Según Asunción Pons, “el argumento utilizado por el actual Govern al renunciar a los duques de alba -una presunta interferencia del tráfico regular y de cruceros- carece de sentido, porque lo que pretendía el PP era la ampliación de la línea de atraque en Son Blanc, lo que finalmente han entendido al rectificar y modificar sus propias decisiones, y se ven obligados a incrementar el espacio para facilitar las operaciones de los barcos de línea regular.

 

También lo había pedido el Club Nàutic Ciutadella, al advertir que sin una tercera línea de atraque no hay opción para el amarre de más barcos en el nuevo puerto de Ciutadella. La entidad náutica señaló -en la línea de lo proyectado y propugnado por el Partido Popular- que es una “inversión imprescindible” y “de rentabilidad inmediata”.

 

El PP-Menorca valora la rectificación del actual Govern balear porque, al admitir y corregir sus antiguos errores, ejecutará el proyecto que había aprobado y diseñado desde el primer día para el puerto de Son Blanc.

 

Desvío de 6 millones para vivienda

La secretaria general del PP Menorca explica que el segundo Govern del Pacte (2007-2011) desviaron seis millones de euros destinados a las obras del puerto de Son Blanc a ayudas y subvenciones de la Conselleria de Ordenación del Territorio.

 

Asunción Pons declara que “el convenio firmado por Francesc Antich con el entonces ministro de Fomento, José Blanco, para ejecutar las obras del dique de Son Blanc, de fecha 30 de diciembre de 2010, establecía que el proyecto del nuevo puerto de Ciutadella debía financiarse con 14 millones de euros en 2010 y 16 millones en 2011, correspondientes a los fondos estatutarios de Baleares”.

 

De los catorce millones de euros del 2010, sólo ocho se destinaron a Ports de les Illes Balears, mientras que los otros seis millones fueron utilizados por PSOE y PSM para otros fines, que no se correspondían con el convenio.

 

“Esta derivación de los fondos estatutarios a otros fines, distintos a los aprobados y pactados (puerto de Son Blanc de Ciutadella) constituye una decisión política cuya responsabilidad corresponde al PSOE y PSM, hoy Més, que desde la oposición durante el anterior mandato (2011-2015) exigieron al Govern del PP lo que ellos mismos habían incumplido, pero que al final, por la realidad que se acaba imponiendo, acabarán realizando, dando la razón al Partido Popular”, concluye.

 

X
Send this to a friend