Dolfo y Coia

La empresa redactora del proyecto entre Mahón y Alaior pide rescindir el contrato

  • El Consell es incapaz de retomar la redacción del proyecto después de haber levantado la suspensión en enero de 2019.
  • Vilafranca: “Inypsa no gusta al gobierno del Consell porque dice lo que todo el mundo sabe, que la mejor solución son los cruces a doble nivel que dejó en marcha el Partido Popular.

Tal como habían advertido la secretaria y el interventor del Consell Insular de Menorca, el elevado periodo en el que se ha mantenido en suspenso la redacción del nuevo proyecto de reforma de la carretera general en su tramo entre Mahón y Alaior da derecho a la empresa adjudicataria (Inypsa) a la resolución del mismo, cobrando los trabajos realizados hasta el momento y también a cobrar una indemnización. Según el artículo 308 TRLCSP, una paralización de más de un año da derecho a la resolución del contrato.

Y eso es precisamente lo que hizo la firma de ingeniera el 21 de junio de 2019, según el expediente del mismo, revisado por el Grupo Popular hace escasos días: pedir la resolución del contrato.

Ese documento es el último del expediente, de lo que se deduce que el Consell Insular no ha tenido tiempo en estos casi tres meses de contestar a la empresa.

“Ya veremos cómo acaba este asunto de Inypsa. De momento, lo que sabemos es que el gobierno del Consell acordó el levantamiento de la suspensión de los trabajos el 14 de enero del presente año y a día de hoy están todavía parados. No es que tengan las obras paradas como todo el mundo padece todos los días, es que no sabemos tan siquiera si tenemos empresa para redactar el proyecto”, ha señalado esta mañana la presidenta y portavoz del Grupo Popular, Misericordia Sugrañes. “Están cómodos así, sin proyecto, sin obras, con líneas amarillas y con inseguridad”, ha dicho Sugrañes.

“Es evidente que los trabajos que había hecho Inypsa durante la vigencia del contrato no les gustaron cuando los fueron recibiendo. Estos trabajos son relevantes porque dicen lo que todo el mundo sabe: que la solución más segura, sostenible y económica son los cruces a doble nivel que había proyectado el Partido Popular”, ha dicho esta mañana en rueda de prensa el conseller del Partido Popular Adolfo Vilafranca. “Es obvio que Inypsa no les gusta y prefieren trabajar con contratos a dedo de profesionales ajenos a la seguridad vial, como ingenieros agrónomos y paisajistas”, ha añadido.  

Desde entonces, el gobierno del Consell se ha dedicado a sabotear el trabajo de esta empresa, primera contratando a dedo a un ingeniero agrónomo para que hiciera una propuesta para la rotonda de La Argentina, después contratando un paisajista para que informara del cruce de Rafal Rubí y finalmente tapando de documentación adicional a la empresa. No contentos, ampliaron el objeto del contrato, sin incrementar presupuesto. La reacción de Inypsa fue plantarse y negarse a continuar en estas condiciones, lo que obligó a rectificar al gobierno del Consell que finalmente acordó ampliar el plazo de ejecución de los trabajos iniciados sin incluir trabajos extra de forma explícita, aunque sí implícitamente. Esta leve rectificación no fue suficiente a la vista de la solicitud de rescisión del contrato.

“Lo que está claro es que tenemos un nuevo capítulo de la pantomima en el que se ha convertido la historia de la reforma de la carretera general entre Mahón y Alaior. Más de cuatro años después de que PSOE, PSM-Més y Podemos entraran a gobernar en el Consell, tenemos la carretera general exactamente igual, mientras miles de menorquines y visitantes soportan cada día sus incomodidades y su inseguridad. Es una vergüenza”, ha señalado la presidenta y portavoz del Grupo Popular, Misericordia Sugrañes.

“Exigimos a Susana Mora que ponga fin a esta situación, que saquen del cajón el proyecto del Partido Popular y liciten las obras de nuevo”, ha insistido Sugrañes quien, no obstante, no es “optimista”.

“Todo parece apuntar a que con la excusa de que no hay convenio firmado con el Gobierno y que la empresa redactora no quiere continuar, el verano que viene la carretera estará exactamente igual que ahora y llevaremos cinco años igual”, ha vaticinado Sugrañes.

Sugrañes ha insistido en la “mayor de nuestras predisposiciones a consensuar una solución con el gobierno, siempre que el diálogo sea serio, sincero y escuchando a los técnicos que saben de carreteras y de seguridad vial”.

El Grupo Popular ha registrado una interpelación a la nueva consellera de Movilidad, Francisca Gomis (Mes), que se debatirá en el Pleno del día 23.

X