El señor Marc Pons no ha hecho los deberes

Con la voluntad de aclarar al diputado Marc Pons las confusiones y errores en los que persiste, que sigue trasladando a la opinión pública, y no con el ánimo de replicar por replicar, debo manifestar que los incrementos de extracción de agua, aprobados por gobiernos del PP, fueron mantenidos e igualmente aplicados después por otros gobiernos del Pacte, presididos por el PSOE. Lo que significa que era una medida acertada.  

 

Pero esta cuestión no es la más relevante, y con ella pretenden los socialistas desviar la atención del conjunto de medidas positivas que aporta el proyecto de Ley de Medidas Urgentes parala Activación Económicaen materia de Industria, Energía, Nuevas Tecnologías, Residuos, Aguas, otras actividades y Medidas Tributarias, cuyo articulado quedó aprobado enla Comisiónde Economía del Parlament celebrada el pasado jueves.

 

En materia de aguas  se establece, a propuesta del Partido Popular, una disposición relativa al otorgamiento de concesiones para usos agrícolas y ganaderos, en las unidades hidrogeológicas clasificadas, con la posibilidad de otorgar un máximo de 4 hectómetros cúbicos a determinadas explotaciones agrícolas, proyectos de nuevas inversiones y regularización de instalaciones agrícolas y ganaderas ya existentes que no dispongan de aguas suficientes para realizar su actividad.

 

Insisto, es una posibilidad. Y añado que el Decreto 58/2005, de 27 de mayo, que ya reguló esta materia, autorizaba la extracción de hasta 5 hectómetros cúbicos. Este decreto se mantuvo vigente y fue aplicado por el Govern del Pacte, presidido por el PSOE, hasta mayo del 2010. Entonces no se escuchó ninguna crítica del Grupo Socialista. Como es habitual, descalifica ahora, que gobierna el PP. Ninguna credibilidad, Sr. Pons Pons.

 

La posibilidad que se abre se justifica por el hecho de que los niveles de las reservas hídricas en las Baleares se mantienen estabilizados desde hace una década; por los informes de los organismos públicos –tanto los elaborados por el Servicio de Estudios y Planificación de Recursos Hídricos del Govern balear como los redactados por el Instituto Geológico y Minero de España-; así como por la disminución de la superficie agrícola de regadío y de las explotaciones ganaderas en los últimos diez años.

 

Respecto a los informes que el Sr. Marc Pons sigue reclamando con tanta vehemencia, he comprobado que, una vez más, el Sr. Pons no ha hecho los deberes. Una vez consultado el registro del Parlament, no consta, a día de hoy, 28 de octubre, ninguna solicitud de documentación e información en esta materia. Este es el procedimiento que determina el reglamento dela Cámara, que el diputado socialista ha sabido utilizar para otros temas, pero, en cambio, en este caso, no se ha interesado. Esta es la forma de hacer política del PSOE: manipular, confundir, enredar y no solucionar los problemas.

 

Rechazo, por último, las gratuitas afirmaciones de que el PP ignora a la oposición. Sabe Vd. perfectamente que no es cierto, y ha tenido ocasión de comprobarlo durante el trámite parlamentario –tanto en ponencia como en comisión, de la que ambos formamos parte- de este proyecto de Ley de Reactivación Económica, porque han sido debatidas y valoradas todas y cada una de las enmiendas presentadas por los distintos grupos, tanto del PP, como de la oposición. Las que constituían una aportación positiva, han sido aceptadas.

 

Desde el Grupo Parlamentario Popular tenemos el pleno convencimiento de que hemos redactado un buen proyecto legislativo, que dará respuesta a numerosas demandas con la voluntad de favorecer, modernizar y agilizar la economía productiva mediante la implantación de nuevas actividades económicas en Baleares, pero sin perder garantías. Esperábamos del PSOE otro talante, con una actitud más constructiva, porque la transparencia y el rigor han caracterizado desde el primer día la elaboración de esta ley.

 

Asunción Pons Fullana

Diputada del Grupo Parlamentario Popular

X