El PP propone suprimir las tasas aéreas y el ITS y prolongar los ERTES hasta el 31 de marzo como medidas de apoyo para reactivar la economía

El Grupo Popular presenta 42 propuestas de resolución, pide al Govern la total congelación de impuestos y tasas durante 2021 y a trabajar para asegurar el mantenimiento del 75 por ciento de descuento de residente y a defender un Ley Fiscal especial para el archipiélago.

Directamente para Menorca se pide anticipar los pagos de la Ley de Reserva de Biosfera, rellenar el acuífero de Es Migjorn con agua depurada y la construcción de la Escuela de Hoteleria y Turismo en Ciutadella.

El Grupo Popular pide respetar los derechos de los trabajadores públicos y la subida del 2%, ampliar plantillas de sanitarios y docentes, compensar al personal sanitario el sobreesfuerzo realizado durante la pandemia y reparar el déficit de personal de las policías locales. En cambio, urge a reducir cargos públicos y asesores del Govern en un 30 por ciento.

El Grupo Popular ha presentado un total de 42 propuestas de resolución que, derivadas del debate de política general, se debatirán en el Parlament el próximo martes, con la particularidad de que éste es el único grupo parlamentario que ha presentado propuestas específicas para Menorca.

Se trata, en conjunto, de un paquete diverso que en especial apunta medidas de reactivación económica ycontrol y fortalecimiento de un sistema sanitario que debe hacer frente a la incidencia del COVID. Pero además, el mundo laboral, la cultura, el sector primario, el comercio, el mediambiente y la agricultura, la educación, el ámbito social y el propio sector administrativo merecen foco y atención del Grupo Popular.

Una de las propuestas de alcance más generalizado consiste en la congelación de todas las tasas e impuestos de la Comunidad Autónoma. El Grupo Popular quiere además que se constituya una órgano plural para decidir y velar sobre el adecuadoreparto de los fondos procedentes de la Unión Europea para la reconstrucción económica.

Entre las propuestas de resolución, también ligada a la crisis económica, figura la de dotar con 100 millones de euros la sociedad de garantía recíproca ISBA para avalar operaciones de crédito a largo plazo e inducir operaciones hasta 700 millones de euros.

A través de otras resoluciones, el Grupo Popular demanda una partida mínima de 150 millones de euros para ayudas directas y a fondo perdido para autónomos y pymes, con el propósito de evitar la destrucción del tejido empresarial.

El sector turístico, como principal motor económico, aglutina toda una serie de propuestas de diverso calado. Eliminar el impuesto de turismo sostenible e instar la supresión de tasas aéreas y portuarias, así como la exención de pago de plazas turísticas, se proponen como medidas para facilitar la reactivación sectorial.

En relación a ese mismo objetivo y en el contexto de pandemia, se urge al Govern a conseguir un auténtico control en puertos y aeropuertos, a implantar pruebas PCR y realizar test masivos en el territorio para aprovechar la condición insular y poder acreditar la seguridad del destino turístico. Además el Grupo Popular pide esfuerzos añadidos para recuperar cuanto antes el turismo de cruceros y buscar también consenso con el sector comercial en los planes sectoriales.

Entre las propuestas sanitarias, se reclama que se apliquen los acuerdos alcanzados para la distribución de mascarillas entre la población mediante receta médica y conseguir rebajar el IVA, también para los geles hidroalcohólicos. Además es urgente elaborar un plan de recursos humanos y prever los incentivos económicos necesarios para dar respuesta a la pandemia. Más que eso, el PP pide que el reconocimiento social al esfuerzo de los sanitarios durante la crisis del Covid se traduzcan en una partida extraordinaria y específica para gratificar esa dedicación y esfuerzo..

Los populares consideran que hay que extremar la atención sanitaria e ir restituyendo el ritmo de la normalidad programada, la reducción de listas de esperas y el objetivo de impedir que algunas patologías, como el cáncer, queden irremediablemente perjudicadas por falta de eficacia en los cribados y en las campañas de prevención y detección. Reclaman asimismo unos protocolos eficaces a aplicar en las residencias de mayores para garantizar su atención sanitaria durante la pandemia. Bien localizada, de entrada, la falta de equipo técnico suficiente para poder hacer PCR en el hospital de Formentera

El Grupo Popular traslada también todas esas garantías sanitarias al ámbito educativo, con reparto diario de mascarillas, test sanitarios masivos. Se considera indispensable un incremento de personal docente y de servicios en los colegios, con especial atención a los profesores especialistas que atienden la diversidad y se propone además un plan de choque digital para dotar los centros con recursos tecnológicos. El Grupo Popular propugna la cultura del esfuerzo y la superación de las asignaturas para pasar de curso, pone el acento en el bilingüismo y en el impulso al inglés.

Hay también preocupación por los déficits en la aplicación de programas de investigación y se pide por ello un esfuerzo en sistemas para crear conocimiento, incentivar el talento investigador y dar justa transferencia de resultados a los sectores productivos, con aportaciones estatales. Una cultura transversal

Los populares piden asimismo aprovechar el cuerpo jurídico existente en la CAIB, aprobado por consenso, Ley Agraria, Ley del Suelo y Ley Turística,  para ajustarlo a la necesidades reales. Se propone, en contra, la derogación del decreto 8/2020.

Iniciativas directamente relacionadas con Menorca se refieren a la recarga del acuífero de es Migjorn con aguas depuradas, con fondos del ITS. La construcción de la Escuela de Hotelería en la antigua estación marítima del puerto de Ciutadella es otra reivindicación como lo es también la petición de que la isla empiece a recibir compensaciones económicas por el estatus adquirido de ser el único territorio balear íntegramente declarado Reserva de Biosfera en la misma proporción que Eivissa recibe por su capitalidad.

En la misma línea se recuerda la necesidad de impulsar y dar cumplimiento al objetivo prioritario y estratégico de reconocimiento de los sobrecostes de insularidad para el sector agropecuario con nuevas e incrementadas fórmulas de aportación en futuros planes de desarrollo rural asignados por el Ministerio de Agricultura al sector balear.

En materia de Medio Ambiente, se propone crear un fondo económico de 100 millones de euros para ir reparando el deterioro en que se encuentran depuradores y sistemas de saneamiento en Baleares y el desarrollo de un plan sostenible del agua de forma conjunta con los ayuntamientos.

En el ámbito social, los populares quieren garantías sobre la adecuada tutela en los organismos de acogida de Menores y el seguimiento y reparación de casos de explotación sexual de menores, con monitorización de casos y acompañados de campañas de prevención. Una más, que las tarjetas comedor tengan un sistema de recarga indefinido mientras dure la covid. El desarrollo de un plan mixto de vivienda vpo que aúne el esfuerzo público con el privado para dar solución a un problema acuciante en esta comunidad con bonificación de impuestos y actos jurídicos. Asimismo se piden garantías para impedir los casos de ocupación ilegal de viviendas en defensa de la propiedad privada, la convivencia y paz social. Hay además una propuesta concreta para dotar los presupuestos generales de la CAIB con una partida de 25 millones para favorecer el acceso de los jóvenes a la primera vivienda.

Para ello, también como refuerzo a la seguridad, los populares recuerdan el déficit crónico de efectivos que padecen las policías locales y piden solución. La pandemia, pero también otros sucesos imprevistos como las torrentadas de Sant Llorenç o el cap de fibló en Menorca, obligan a revisar los planes de emergencia también para seguridad de la ciudadanía. Sobre este respecto los populares piden además la implicación del Estado para las reparaciones.

En materia laboral, el Grupo Popular defiende que el Govern aplique la subida del 2 por ciento a los trabajadores del sector público, sin excepción. La situación actual recomienda, por otra parte, empezara gestionar ante el Estado una prolongación de los ERTE hasta el 31 de marzo, con atención a todas las casuísticas y categorías profesionales. Igualmente importante es ajustar las plantillas del SEPE para que puedan atender puntualmente las gestiones de los trabajadores.

Docentes, policías y también sanitarios centran la demanda de un plan de gestión eficaz para reforzar las plantillas y resistir los momentos de tensión que se dan en estos ámbitos. Se pide un reconocimiento de la sanidad pública, pero también del sector asistencial privado; para evitar inconvenientes en contratación de plazas vacantes se propone que el dominio del catalán sea mérito y no requisito, y se defiende también la equiparación progresiva del complemento por residencia al complemento que los profesionales perciben en Canarias.

El PP quiere que se desarrolle un control de llegada ilegal de inmigrantes acorde a las disposiciones que rigen en la UE.

X