El PP critica que el Consell renuncie a sus competencias y deje en manos del Govern Balear el proyecto de la carretera general

El Grupo Popular lamenta que el Consell Insular de Menorca haya dejado en manos de la Comisión Balear de Medio Ambiente y del Govern Balear la decisión sobre qué proyecto debe ejecutarse en la carretera general, que tal como ha anunciado el conseller de Medi Ambient, optarán por la solución menos segura y de mayor impacto paisajístico para el cruce de la Argentina en el tramo Mahón-Alaior.

 

Después de conocer que la Comisión Balear de Medio Ambiente descarta de manera definitiva construir la rotonda a doble nivel proyectada en el cruce de la Argentina y que opta por una rotonda en superficie, con carril central y giro a la izquierda, el Partido Popular exige explicaciones al Consell de Menorca sobre quién va a decidir qué carretera quieren los menorquines, porque si va a ser la Comisión Balear de Medio Ambiente, que devuelvan las competencias por la incapacidad e irresponsabilidad que están manifestando los miembros del equipo de gobierno del Consell.

 

El Partido Popular considera una grave irresponsabilidad que ningún miembro del equipo de gobierno haya explicado qué decisión piensa tomar el Consell Insular de Menorca después de haber tenido las obras de la carretera paralizadas durante más de dos años, mientras buscaban una excusa para poder ejecutar un compromiso electoral, como era el de tirar la rotonda de la Argentina.

 

“Sospechamos que no existe un proyecto común de los tres partidos que forman parte del equipo de gobierno y que una vez, Medio Ambiente ha dictado resolución, existen dudas sobre las medidas a ejecutar, por las consecuencias que puedan generarse de esa decisión, estamos hablando de una obra de más de 30 millones de euros, que debería priorizar la seguridad, por lo que si el objetivo es dejar la carretera como está, mejor que renuncien a la inversión, y destinen el presupuesto a Educación, como reclamaban en el pasado”, ha dicho la portavoz del Grupo Popular en el Consell de Menorca, Salomé Cabrera.

 

El PP recuerda que la finalidad del convenio que se firmó en 2007 entre el Gobierno central y el Consell Insular de Menorca era el de mejorar la carretera, no mantener la misma solución técnica de hace 30 años. Tampoco se entiende que la Comisión Balear de Medio Ambiente diera el visto bueno al proyecto de la carretera que se aprobó en el pasado mandato, y que ahora considere que tiene que derribarse la rotonda de la Argentina, lo que demuestra que la resolución responde a una orden política. El PP estudiará las posibles medidas legales que se puedan derivar de las decisiones que tome el Consell de Menorca.

 

Una decisión que además llega después de conocer que la carretera está absorbiendo el mayor tráfico de vehículos de la historia, superando por primera vez los 17.000 vehículos diarios en septiembre. El PP entiende que estas cifras no son importantes para el Consell Insular de Menorca, por lo que se pregunta qué aspectos técnicos son los que tiene en cuenta a la hora de que otros organismos tomen decisiones sobre las necesidades de Menorca, un ejemplo más, que se suma a la incoherencia de proyectar y empezar a construir una rotonda a doble nivel en el acceso a Alaior pero en cambio tirar la que ya estaba levantada en la Argentina.

 

El Partido Popular ha advertido en varias ocasiones que, en una zona en la que ha habido accidentes mortales, no se puede mantener un carril central de espera con giro a la izquierda, en un punto además en el que existe un cambio de rasante entre dos curvas, que dificulta la visibilidad. La opción de construir una rotonda en superficie, al margen de lo que supondría de ocupación de territorio y de mayor coste, penalizaría el tráfico.

 

Un enlace a doble nivel, la opción más segura para los técnicos

 

La opción más segura y recomendada por los técnicos en la zona de la Argentina es un enlace a doble nivel, en vez de carril central con giro a la izquierda, solución más peligrosa, que además supondrá un mayor impacto visual, al estar en superficie, cuando el enlace a doble nivel queda tapado por la propia carretera. Es un ejemplo claro el enlace de Alaior, desde el aire y desde la propia carretera no se visualiza la rotonda hasta que el vehículo no se ha incorporado en el carril de acceso al cambio de sentido, en cambio, la rotonda de Ferreries, dirección Cala Galdana, es uno de los puntos más visibles de Menorca.

 

El Partido Popular ha explicado reiteradamente que la rotonda de la Argentina no tiene riesgo de inundación, un informe técnico manifiesta que “el ámbito de la Argentina está parcialmente sujeto al riesgo de inundación, cuando menos parcialmente, en la zona más cercana a Mahón”. El mapa que acompaña el informe muestra que la rotonda está construida fuera de la zona de riesgo. Además, tal como recoge el informe se construyó una infraestructura de drenaje, por lo que queda más que acreditado que se han tomado medidas para resolver un posible riesgo de inundación.

 

Aún así, en caso de existir cualquier deficiencia, es importante que exista la voluntad de querer subsanarla, en vez de buscar motivos para cumplir con un compromiso electoral.

 

Ahora el equipo de gobierno del Consell Insular de Menorca deberá explicar cuál es el coste de tirar la infraestructura construida y cuál será el coste de ejecutar una rotonda en superficie, medida que comportará un elevado gasto pero que en cambio no soluciona los problemas y peligros que se dan en ese punto. El Partido Popular quiere saber también si la solución que plantea Medio Ambiente es –según el Consell-la opción más segura.

 

El equipo de gobierno tendrá que explicar por qué ha decidido que sea la Comisión Balear de Medio Ambiente la que asuma la competencia de Carreteras, que ostenta el Consell Insular de Menorca, y decida qué tipo de proyecto necesitan los menorquines.

No Comments

Post A Comment

X