El Grupo Popular lamenta que el Consell vuelva al endeudamiento y siga ampliando gastos fijos a pesar de reducir ingresos

· El Grupo Popular denuncia que la mitad de las inversiones programadas para el año 2020 son de difícil ejecución

· Aumenta el gasto corriente, se dispara la partida de personal y disminuyen las inversiones en un presupuesto poco realista

El Grupo Popular tiene serias objeciones a realizar al proyecto de presupuestos del Consell de Menorca, que el equipo de gobierno llevará a aprobación inicial el próximo día 20.

Desde la oposición se han presentado varias enmiendas parciales y una enmienda a la totalidad que se basa en la idea de que el presupuesto no es ejecutable, anota ingresos que no están garantizados, se distancia de las estimaciones sobre la desaceleración económica y presentan una gran opacidad en el destino de las partidas económicas.

Así lo ha valorado hoy el grupo de consellers que encabeza Misericordia Sugrañes.

El primer reproche del Grupo Popular apunta al hecho de que el Consell piensa volver a recurrir al endeudamiento para equilibrar las cuentas. Eleva el endeudamiento y, sin embargo, persiste en aplicar medidas para ensanchar la estructura de la institución con un mayor incremento en el gasto corriente y subiendo también, un año más, la partida de personal.

El conseller Adolfo Villafranca, que hace el seguimiento económico de la institución, ha presentado las aportaciones de su grupo y destacado:

INGRESOS- Aumento de los ingresos corrientes procedentes del Estado, que pasan de 771.894,24 € a 909.862,40 €.

Aumento de los ingresos derivados del IVA, que se elevan a 1.492.536 euros, cuando fueron de 1.371.016,55 € en el presente ejercicio.

Crece también el fondo complementario de financiación, que pasa de 12,24 millones de euros a 12,79 millones de euros.

Estamos, pues, ante un previsión al alza de ingresos tributarios que no se corresponde con las estimaciones de desaceleración económica que ha trazado el Banco de España (rebajadas del 2% al 1,7% las expectativas de crecimiento económico).

Villafranca destaca un decremento substancial en los ingresos procedentes de la Comunidad Autónoma, que se van a ver recortados en algo más de dos millones

(2.236.791,98 euros). En 2019 se habían previsto 54,51 millones de euros y para 2020, la cifra cae a 52,28 millones de euros. Pero además, el recorte es mayor si se tiene en cuenta que en la cantidad anotada se incluye una nueva partida por 1 millón de euros, directamente destinada a pagar indemnizaciones por el caso Cesgarden, con lo cual, la disponibilidad real de aplicación directa sobre Menorca baja a 51,28 millones.

El Grupo Popular recuerda, en este sentido, que el Consell de Menorca renunció a percibir anticipos y otras cantidades pendientes de pago por parte del Govern, de donde se colige un bajo nivel de reivindicación.

Por lo demás, en el capítulo de ingresos se hacen constar aportaciones que no están garantizadas, como son las del Convenio de Carreteras y el proyecto de Centro de Interpretación de s’Enclusa (6,8 millones de euros), que dependen de la aprobación de estas partidas en los futuros presupuestos del Estado. Villafranca considera que las previsiones del Consell tienen mucho que ver con técnicas de maquillaje presupuestario.

Los presupuestos anuncian la intención de recurrir a endeudamiento, por importe de 1,85 millones de euros. Villafranca ha criticado esta decisión primer por el bajo nivel de cumplimiento en la ejecución del presupuesto y en segundo término puesto que no parece razonable recurrir a la deuda y comprometer los próximos ejercicios en un panorama de incertidumbres.

GASTOS

Aumento en el gasto de personal (cap. 1) en un 7,48%, por valor de 1.652.269,46 €. Estas partidas se sitúan ya más de cinco millones por encima del coste que suponían en el año 2015, lo que evidencia un ensanchamiento de la estructura organizativa del Consell.

Crecen también los gastos corrientes, (cap. 2) en un 9,42%, por valor de 1.355.506,58 €.

Y como suma de todo ello, el proyecto de presupuesto para 2020 destina 3.007.776,04 € adicionales a los gastos fijos que se contabilizaron en 2019.

Villafranca ha criticado una gestión que además empieza a acusar la factura de haber aceptado las competencias en Promoción Turística con una dotación económica insuficiente. EL Consell percibirá 1,4 millones y gastará 1,56 en este concepto, con el agravante de que la dotación será regresiva en los próximos ejercicios.

Falta de inversión en zonas turísticas y la pérdida de aportaciones del Impuesto de Turismo Sostenible, son asimismo otros elementos que denuncia el Grupo Popular, dentro de unos presupuestos opacos en los que falta descripción en las partidas económicas y dedican cantidades importantes (430.000 euros) a estudios y proyectos indefinidos.

INVERSIONES El proyecto de presupuesto presenta una reducción cifras globales de inversión (cap.6 y cap. 7) respecto a 2019. Concretamente, en el 2019, los capítulos 6 y 7 ascendían 32.816.025,80 € y, en el presupuesto de 2020, la cifra se eleva a 32.409.816,39 €. La variación nos da una reducción de 406.209,41 €.

X