Cuarteles de Es Castell: mucha prisa y poca concreción

 

Hace unos días, por sorpresa, el Ayuntamiento de Es Castell nos invitó a una convocatoria pública abierta también a entidades de toda la población. El encuentro venía motivado por la presentación del proyecto de inversiones para los cuarteles Duque de Crillón y Conde de Cifuentes, de la Esplanada, así como de una promoción de viviendas de protección oficial para Es Clot de Santa Ana.

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, acompañada de tres consellers -de Educación, Vivienda y Servicios Sociales, flanqueada por la alcaldesa y la presidenta del Consell- expusieron un proyecto ambicioso. Aunque sin cuantificar, las propuestas que presentaron anuncian unas inversiones millonarias para dar uso y rendimiento social a los cuarteles, en pleno centro de la población.

Las inversiones se han de considerar siempre bienvenidas y vamos a confiar en que el proyecto –que aún pinta de color un poco verde– tendrá todas las ventajas que se les presupone.

En la junta local del PP analizamos el modo –un poco intempestivo y a la carrera– de la presentación de un proyecto multisectorial que supone una drástica reordenación del mapa de servicios y prestaciones locales además de la implantación de nuevas infraestructuras educativas, como es un instituto de FP.

Todo este macroproyecto de proyectos carece de cuantificación, de plazos precisos y hasta de definición, como en el caso del instituto para el que se desconoce aún qué rama profesional ofrecerá. Es por ahora un documento de intenciones, algo prematuro.

En el PP de Es Castell reiteramos una buena acogida para toda inversión que suponga una mejora para el pueblo. No por ello debemos dejar de expresar algunas reticencias sobre un proceso que se ha hecho de espaldas al pueblo, que modifica una planificación anterior sin consulta ni a grupos políticos ni a entidades ciudadanas.

Todo esto ocurre a cinco meses de la constitución del ayuntamiento (con el verano en medio), con unas prisas inusitadas hasta el punto de hacerse sospechosas.

La primera consecuencia de este cambio de planes sin contrastar repercutirá en el retraso en la entrada en servicio del futuro geriátrico, que tenía ya emplazamiento asignado en Santa Ana y cuyo inicio de obras estaba previsto para finales de 2020. Ahora toda esta planificación se va al traste y todo son incertidumbres sobre su localización en el cuartel Duque de Crillón y la fecha efectiva de acometida de las obras.

Este recinto hará desaparecer del orden de 60-70 aparcamientos, lo que supone una grave merma en las posibilidades de estacionar en el centro.

Este inmueble, además, pasará de ser de titularidad municipal a ser propiedad del Govern balear y, con este cambio, se pierde también la oportunidad de alojar los locales sociales de entidades ciudadanas en un punto céntrico.

La junta local del PP Es Castell aprecia que son cambios muy inesperados y nada consensuados, que van

a exigir incluso la modificación del Plan General.

Ya que en este gran proyecto de inversión, fuera de cálculo, se escribe el futuro de servicios como el centro de día, el geriátrico, viviendas sociales, un instituto, la reubicación de áreas municipales y locales para entidades… ¿no valdría la pena darnos un tiempo para poner unos cimientos de consenso a toda esa inversión?

Junta Local del PP Es Castell

X