Company recoge el sentir de los sectores económicos de Menorca que reclaman menos regulación y más ayudas para recuperar competitividad

· El presidente del PP-balear se brinda como interlocutor para evitar que Menorca se quede con la impresión de ser una isla maltratada por el Govern balear

  • 27 noviembre 2019.

– El presidente del PP-Balear, Gabriel Company, ha cerrado hoy una gira de visitas en Menorca para conocer de primera mano la impresión del mundo empresarial de la isla y tomar el pulso al momento económico.

CAEB y ASHOME, el Cercle d’Economia y Pime-Menorca han coincidido en mostrar la preocupación por las incertidumbres que pesan sobre el panorama politico nacional y por la prolongada provisionalidad del gobierno que empiezan como elementos que afectan a la economía.

Sobre aspectos concretos, el incremento de los fletes es una de los puntos negros que ha destacado PIME Menorca en relación a la competitividad de las empresas de Menorca. También en el consumo la patronal aprecia descensos del 30 por ciento de matriculación de vehículos.

La regulación sobre viviendas vacacionales en tanto una formula que redistribuye la renta turística supone otra de las propuestas de PIME para activar líneas políticas que incentiven la actividad. PIME reclama igualmente una definición del Plan Territorial de Menorca de manera que dé cabida a la posibilidad de hacer cambios de uso en las edificaciones agrarias, crear y dotar infraestructuras de servicios para mejorar el Camí de Cavalls y su propio atractivo.

La rigidez, confusión y acumulación normativa, la inseguridad jurídica y otras veces normas poco adecuadas a la realidad insular son también algunos de los comentarios que ha recogido el presidente Gabriel  Company por parte de CAEB y ASHOME. La gran patronal solicita ayudas específicas para poder llevar adelante la modernización de la planta hotelera y compensar de alguna forma el sacrificio y contención que ha hecho la isla en su apuesta por la preservación paisajística y no haber incurrido en la industrialización turística.

La distribución de los fondos de la ecotasa ha ocupado también la reunión con el presidente de ASHOME, Pablo Casals, que ha demostrado la decepción absoluta por el desvío de los fondos. En la misma línea se ha expresado PIME, que reclama que las inversiones recaigan directamente en mejoras de infraestructuras turísticas.

Sobre aspectos medioambientales ha incidido también el Cercle d’Economia que reclama definición de modelo económico para la isla, sectorializado. En infraestructuras del agua, en modelos de movilidad más que propiamente en la creación de una carretera capaz de absorber todo el tráfico, en modelos de transición energética.

Han acompañado al presidente  Company, la presidenta insular del partido, Misericordia Sugrañes, la secretaria general, Asunción Pons, y el senador electo por Menorca, Jordi López, que en esta primera ronda se introduce de lleno en el conocimiento del pulso actual de la economía insular. Asimismo el secretario de Comunicación Llorenç Galmés.

Company ha animado a los sectores económicos a ser reivindicativos, a seguir la acción política y tratar de corregir las medidas que se adoptan en el Parlamento  balear a veces con un criterio adoptado según la realidad que afecta a Mallorca.

X